Historia de la pizarra escolar ( parte ultima)

PIZARRA DIGITAL - Neraiker

Historia de la pizarra escolar ( parte ultima)

Accesorios
Un complemento vital para la pizarra blanca es el marcador, patentado en los 60’s por Pilot. Se trata de un lápiz que usa tinta que se puede borrar, y que se adhiere a la superficie de escritura sin ser absorbida. Se necesita esta tinta especial para usar sobre las pizarras blancas, ya que otro tipo de lápices pueden dejar marcas permanentes o más difíciles de borrar.
En las pizarras originales verdes se utiliza la tiza, que es una arcilla elaborada a partir de una mezcla de yeso con agua. Habitualmente se presenta en barritas cilíndricas, siendo lo más común el color blanco, aunque hoy en día el abanico de colores es muy amplio.
Para eliminar los trazos escritos, tanto de la tiza como del rotulador, de suele utilizar un borrador, que es un cajetín de madera, aluminio o plástico que funciona de soporte para la superficie limpiadora, habitualmente de fieltro.

 

neraiker accesorios

Pizarras Interactivas
Otro apartado merecedor de mención son las pizarras interactivas o digitales (PDI). Se trata de un conjunto de ordenador, videoproyector, y una superficie lisa sobre la que proyectar, y es aquí donde entra en juego la pizarra. Disponemos de la opción de una pizarra digital interactiva específica, o bien de un aparato que funciona como sensor remoto por infrarrojos, transformando  una pizarra tradicional en digital interactiva. Conectamos un ordenador a un videoproyector, que muestra la señal de dicho ordenador, sobre la superficie de la pizarra. Desde la pizarra se puede controlar el ordenador, hacer anotaciones manuscritas, trabajar sobre cualquier imagen proyectada, así como guardarlas, imprimirlas, enviarlas por correo electrónico, y exportarlas a diversos formatos. La función en estos casos de la pizarra es controlar el ordenador mediante su superficie por medio de un bolígrafo, puntero, o incluso el mismo dedo de la mano, como si del ratón del ordenador se tratara.

Reseñando como algo obligatorio la necesidad técnica de que la pizarra tenga en su superficie un acabado mate para evitar brillos indeseados, hemos de señalar su cada vez más amplia difusión tanto en el mundo de la enseñanza como en el de la empresa.

 

Las ventajas de la utilización de las pizarras interactivas son incontables: estimula la participación del grupo sobre un mismo documento, pudiendo registrar la espontaneidad de las ideas de cada momento, se pueden realizar anotaciones en una amplia variedad cromática, utilización de videoconferencias, aprendizajes colectivos, familiarización con las tecnologías de última generación, posibilidad de aplicación de nuevas técnicas , interés por la innovación y el desarrollo profesional, facilidad de utilización, posibilidad de elaboración de temas más ricos y mejor preparados, disertaciones más atractivas

NERAIKER DIGITAL

Publicado por Neraiker

deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies de terceros para optimizar tu navegación, adaptarse a tus preferencias y realizar labores analíticas. Al continuar navegando aceptas nuestra Política de cookies.